Pin It

Widgets

Blue Mountains: La sierra azul de Australia

A apenas cincuenta kilómetros de la ciudad de Sídney, se extiende una escarpada región conocida como las Montañas Azules. Un enclave natural ubicado en el estado más antiguo de Australia, Nueva Gales del Sur, abarcando más de un millón de hectáreas de mesetas calizas, acantilados, gargantas y quebradas surcadas por cascadas y ríos, donde los bosques de eucaliptos se extienden más allá de donde abarca la vista, que se pierde en los tonos azulados que perfilan su geografía en el horizonte. Estos característicos tonos han determinado el nombre de este bello paraje, producidos por la radiación ultravioleta al dispersarse en la atmósfera, tintando de azul las montañas en la distancia.

Las Montañas Azules no albergan montañas en el sentido convencional de la palabra, pues se trata de una gran meseta de piedra arenisca hendida por profundos cañones y desfiladeros que se alzan desde cien metros sobre el nivel del mar hasta los mil trescientos metros en su punto más alto. Estas cicatrices geológicas que surcan la meseta han permitido la supervivencia de una exuberante biodiversidad vegetal y animal, proporcionando un refugio contra los cambios climáticos en las eras recientes.

La flora del parque se caracteriza por su adaptabilidad, así como por su evolución durante su aislamiento del supercontinente de Gondwana, pudiendo encontrar en él auténticas reliquias vivientes como el pino Wollemi, que en realidad no es un pino, aunque pertenece al grupo de las coníferas. Descubierto en el año 1994 por el agente forestal David Noble, integra el único representante del género de Wollemia. Un fósil viviente que existe desde hace más de doscientos millones de años, remontándose a la época de los dinosaurios y conformando una de las especies más raras del mundo, cuyos únicos ejemplares sobreviven en tres pequeñas poblaciones ubicadas en barrancos remotos e inaccesibles de las Montañas Azules. Además, el parque cobija 91 especies diferentes de eucaliptos, doce de los cuales son únicos de estas regiones, conformando densas masas forestales que tapizan sus escarpadas gargantas y mesetas de roca, integrando el hogar de más de cuatrocientas especies animales, contando con diversos mamíferos como el quol tigre, el koala, el falangero de vientre amarillo o los bandicuts, aves como la cacatúa gang-gang, el dacelo o el pájaro de anteojos, así como diversos reptiles y anfibios, como la litoria aurea, una rana arbórea originaria del este de Australia que se caracteriza por sus tonos verdes y dorados, varanos arborícolas, pitones diamantina o las acanthophis, conocidas vulgarmente como víboras de la muerte, pues se encuentran entre las serpientes más venenosas del planeta.

Cuando los colonos europeos llegaron a Australia en el año 1788, la región de las Montañas Azules ya había sido habitada desde hace milenios por el pueblo Gundangara, como atestiguan los vestigios arqueológicos hallados en la zona, como la Cueva de Manos Rojas o los numerosos utensilios de piedra encontrados por los arqueólogos. La llegada del hombre blanco tuvo devastadoras consecuencias para los aborígenes, como el brote de viruela que se extendió en el año 1789 entre su pueblo, además de las masacres que se llevaron a cabo cuando el gobernador de Australia, Lachlan Macquarie, decidió civilizarlos y cristianizarlos, separándolos de sus clanes y creando severas perturbaciones, cuando no la desaparición, de sus prácticas económicas y religiosas. En esta época, números convictos fueron embarcados forzosamente hacia las diversas colonias penales de Australia, pues las prisiones británicas se encontraban atestadas debido a la miseria y la desigualdad social. Durante más de ochenta años, unos 165.000 reos fueron trasladados a tierras australianas para realizar trabajos físicos bajo un régimen de esclavitud, aunque los convictos podían esperar su liberación tras haber cumplido su sentencia y sus hijos eran libres desde su nacimiento. En el año 1788 se fundó en la bahía de Sídney la colonia penal de Port Jackson, conformando el punto de partida para la expansión de esta ciudad, la más poblada del país en la actualidad. Estos primeros colonizadores de la bahía de Sídney consideraban a las cercanas Montañas Azules como impenetrables debido a su escarpado relieve, una idea convenientemente difundida por las autoridades locales para disuadir a los condenados que tratasen de escapar. Curiosamente, un exconvicto fue el primer hombre blanco que cruzó las Montañas Azules, quien vivió entre los aborígenes e incluso sirvió como intermediario entre ellos y los colonizadores. El gobernador quedó impresionado por las habilidades de este hombre, enviándolo en una expedición de vuelta a las Montañas Azules. En esta segunda incursión, el exconvicto no tuvo tanta suerte, siendo asesinado por los aborígenes tras haber raptado a una de sus mujeres. Entre 1798 y 1813, continuaron los viajes de exploración a las Montañas Azules, pues muchos colonos buscaban el reconocimiento por cruzar los territorios de los indígenas, así como las recompensas proporcionadas por el gobernador, que incluían una concesión de mil acres de tierra por sus servicios.

En la actualidad, las Montañas Azules han sido declaradas Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, albergando siete parques nacionales, incluyendo el propio parque de las Montañas Azules además de la Reserva de Conservación Kárstica de las Cuevas Jenolan. Un vasto y hermoso territorio que cobija una amplia diversidad de exóticas comunidades vegetales, así como aisladas poblaciones de animales amparadas por sus profundas gargantas. Uno de los enclaves naturales más famosos de Australia que alberga sitios de gran importancia cultural. Un enorme parque que cuenta con más de 140 kilómetros de sendas y rutas que exploran la naturaleza de estos parajes considerados por los primeros exploradores blancos como impenetrables.


Blue Mountains: Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Amanda Slater


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
James.Kirk


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Joe


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Rupert Ganzer


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Madeleine Holland


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Madeleine Holland


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Madeleine Holland


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Richard Taylor


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Amanda Slater


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Amanda Slater


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Dom Pates



Carol Neuschul


Las Montañas Azules, Nueva Gales del Sur, Australia
Amanda Slater