Pin It

Widgets

Sian Ka'an: El lugar donde comienza el cielo

De la lengua de los mayas que en tiempos pasados poblaron la región, Sian Ka’an podría traducirse como el “origen del cielo” o el lugar donde éste comienza. Ubicada en la costa oriental de México, esta reserva de la biosfera alberga bosques tropicales, manglares, marismas e idílicas playas bañadas por el Mar Caribe. Además, frente a estas hermosas costas se ubica un complejo de arrecifes coralinos que constituye el segundo más amplio de su tipo tras la Gran Barrera de Coral de Australia. Unas tierras que dan cobijo a una impresionante diversidad de flora, mientras su fauna comprende más de cien especies de mamíferos, trescientas especies de aves y un gran número de vertebrados terrestres característicos de la región, que coexisten en este medio tan diversificado gracias al complejo sistema hidrológico de esta increíble reserva natural, declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco desde el año 1987.

La Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an forma parte de la Península de Yucatán, destacando por la planitud de su relieve y su superficie constituida principalmente por piedra caliza, lo que impide la formación de corrientes superficiales de agua, pues normalmente se filtran con bastante rapidez hacia los canales subterráneos favoreciendo el afloramiento de los hermosos cenotes de México, los cuales se forman tras haberse derrumbado el techo de una o varias de estas cuevas del subsuelo talladas por las aguas en la roca caliza. Entre los diversos ecosistemas que podemos encontrar en Sian Ka'an cabe destacar sus amplias playas de blanca arena, sus dunas costeras que se extienden a lo largo de más de sesenta kilómetros de costa, desde el límite norte en la reserva de Punta Allen y Punta Hualastoc a Punta Tupac, sus pequeñas bahías o sus cuatro diferentes tipos de manglares: el mangle rojo, negro, blanco y gris. Otro de los ecosistemas más peculiares que podemos encontrar en estas idílicas tierras son los llamados petenes, que se encuentran en los humedales de Sian Ka'an, conformando masas de árboles que pueden medir hasta treinta metros de altura y que se alzan entre las hierbas de los pantanos. Estas formaciones vegetales son casi únicas en el mundo, pues fuera de la península de Yucatán tan solo existen en el estado norteamericano de Florida, donde se les conoce como hammocks, y en Cuba, donde reciben el nombre de cayos de monte. En su mayoría, estas agrupaciones de árboles presentan una forma oval o circular y su extensión varía desde unas decenas de metros hasta casi dos kilómetros de diámetro. Unos sorprendentes ecosistemas que prosperan gracias a la presencia de manantiales de agua dulce, que brotan en medio de los pantanos de agua salobre, permitiendo el crecimiento de estos grandes árboles.

Como Sian Ka'an se encuentra tan cerca de las islas del Caribe, existe una fuerte afinidad entre su flora, aunque presenta numerosas especies endémicas y propias de la península. La abundancia de la palma es un rasgo característico de su vegetación, como las palmas nakax (Coccothrinax readii) y la palma kuká (Pseudophoenix sargentii), presentando a su vez una gran abundancia de epifitas, especialmente de orquídeas y bromelias. Además de su diversa flora, pues se estima que alberga unas mil doscientas especies de plantas, la pluralidad de su fauna también acoge un total de 103 especies de mamíferos, muchos de ellos en peligro de extinción, como el mono aullador, el mono araña, el tamandúa mexicano, el tapir centroamericano o el manatí del Caribe, incluyendo a tres de las cinco especies de felinos que viven en Sian Ka'an: el jaguar, el puma, el ocelote, el leopardo tigre y el yaguarundí. Los límites de la reserva de Sian Ka'an conforman además un paraíso para las aves, sumando un total de 339 especies registradas, de las cuales dos tercios crían dentro de los límites de esta reserva que forma parte del corredor migratorio hacia las tierras del sur. Debido a la gran diversidad de hábitats acuáticos, las aves marinas y zancudas se encuentran ampliamente representadas, al igual que las especies de rapaces, pudiendo contemplar en estas tierras y litorales a las fragatas, el cormorán, la espátula rosada o el flamenco, así como muchas otras especies como el aura sabanera, el loro yucateco, el guajolote ocelado o la paloma coroniblanca. Los humedales, pantanos y litorales marinos de la reserva también conforman el hábitat de más de cuarenta especies de reptiles y anfibios, entre los que se encuentran el cocodrilo mexicano y el cocodrilo americano, así como cuatro de las seis especies de tortugas marinas que podemos encontrar a lo largo la costa de México, desde las tortugas verdes y bobas, en peligro de extinción, a la tortuga laúd, la mayor de todas las tortugas marinas, pues llega a alcanzar una longitud de 2,3 metros y un peso de más de 600 kilos, además de la única especie del género Eretmochelys que se puede encontrar en el océano Atlántico, la tortuga carey, que se encuentra en peligro crítico de extinción.

Además de toda la riqueza natural que atesoran estas tierras, la reserva se ubica dentro de lo que fueron los cacicazgos de Cochuah y Uaymil durante los periodos Clásico y Preclásico maya, habiéndose registrado hasta la fecha veintitrés sitios arqueológicos entre los que destacan las ruinas de Chenchomac, Chunyaxche, Vigía del Lago, Oxamach, Tampak y El Plantal, en los que han sido hallados diversos enterramientos humanos, cerámicas y otros restos arqueólogicos que datan de hace unos 2.300 años. Una tierra venerada por el hombres desde hace milenios y bendecida por la naturaleza, que en la actualidad se encuentra próxima a los principales destinos turísticos de las últimas décadas en México, como Cancún, Cozumel o Isla Mujeres. Aunque la afluencia de turistas a Sian Ka'an es todavía limitada, la presencia de esos importantes polos de atracción constituye un factor que amenaza el equilibrio ecológico en esta reserva de la biosfera. Tristemente, numerosos ecosistemas de las regiones próximas han sido afectados por la actividad humana en los últimos años y algunas zonas han sido deforestadas para extraer de ellas especies maderables, como la caoba, el cedro rojo o el cedro blanco, mientras el tráfico marítimo ha puesto en peligro la barrera de arrecifes y sus ecosistemas asociados. Aunque en la actualidad la reserva goza de un buen estado de conservación dentro de sus límites gracias a los fondos aportados por el Fondo para Áreas Naturales Protegidas ( FANP ) y el Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM), el trabajo debe continuar para poder conservar estos escosistemas de bosques tropicales y manglares, de dunas de arena y marismas, playas, arrecifes y praderas marinas que convierten a Sian Ka'an en una de los joyas naturales de nuestro planeta.


Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Lara Danielle


Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Ken Thomas


Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Robert Pittman


Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Robert Pittman


Ibis en la Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Umberto Nicoletti


Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Ken Thomas


Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Tim Gage


Punta Allen. Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Tim Gage


Punta Allen. Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Tim Gage


De camino a Sian Kaan. Península de Yucatán. México.
Robert Pittman


Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Lara Danielle


Manglares de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Lara Danielle


Cocodrilo en la Reserva de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Robert Pittman


Vaquero de ojos rojos (Molothrus aeneus) en la Reserva de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Vince


Playa de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Monika Clarke


Punta Allen. Sian Ka'an. Península de Yucatán. México
Jumbero


Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an. Península de Yucatán. México.
Robert Pittman


Para finalizar la entrada, os dejamos con este video del rodaje de "Origin of the Sky" o "El origen del Cielo", un documental de Marc Montocchio que capturará la inmensa belleza de la Reserva de la Biosfera de Sian Ka'an, y cuyo estreno está previsto para el otoño de 2014.