Pin It

Widgets

Las islas Kuriles: Desde Hokkaidō hasta Kamchatka

Las Kuriles conforman un archipiélago de islas en su mayoría volcánicas, conocidas por la sempiterna niebla que envuelve estos bellos parajes. Unas islas que han sido motivo de conflictos diplomáticos entre Japón y Rusia, pues se extienden en dirección nordeste desde Hokkaidō hasta la península de Kamchatka, aunque desde la Segunda Guerra Mundial, la soberanía de estos territorios ha sido gestionada por la Unión Soviética y actualmente por la Federación de Rusia. Unas islas que se conocen en Japón como "chishima rettō" o el "archipiélago de las Mil Islas".

La mayor parte de las islas Kuriles conforman las cumbres de estratovolcanes que despuntan sobre las aguas del Mar de Ojotsk, integrando una cadena que abarca unos cien volcanes, de los cuales unos cuarenta permanecen a día de hoy activos, por lo que es habitual poder contemplar fumarolas o fuentes termales en muchas de estas islas. Del mismo modo, es frecuente la actividad sísmica y los temblores, como el registrado el 15 de noviembre del año 2006, con una magnitud de 8,3 en la escala sismológica de Richter, que dio lugar a olas de hasta 1,5 metros que llegaron hasta las lejanas costas de California.

El clima en las islas Kuriles es severo, con inviernos largos, fríos y tormentosos, mientras los veranos son cortos y se caracterizan por su perpetua niebla. A lo largo del archipiélago nos encontramos con un rango de climas que van desde los templados hasta los subárticos, por lo que en las islas del norte su flora se caracteriza por los paisajes de tundra mientras los densos bosques de abetos y alerces pueblan las islas más grandes del sur. Unas islas que abarcan diversos paisajes y hábitats, playas y costas rocosas, acantilados, caudalosos ríos, bosques, praderas, tundras alpinas, lagos de cráter o turberas. Un archipiélago donde los suelos son generalmente fértiles y productivos, debido a los flujos periódicos de cenizas volcánicas que los alimentan. Un paisaje que por su carácter volcánico permanece en constante cambio, donde muchas de sus laderas y acantilados son susceptibles a los deslizamientos de tierra, mudando por completo su paisaje.

Debido a su ubicación, las islas Kuriles se encuentran rodeadas por las aguas más productivas del Pacífico Norte, dando como resultado una amplia variedad y una gran abundancia de vida marina. En torno a sus costas, extensas praderas de algas circunvalan las islas, ofreciendo un hábitat crucial para los erizos de mar y diversos moluscos, así como un sinnúmero de invertebrados y sus depredadores asociados. Además, las diversas especies de calamares proporcionan el principal elemento para la dieta de muchos de los mamíferos marinos más pequeños y la infinidad de aves marinas a lo largo y ancho del archipiélago. Pues las islas Kuriles integran el hogar de millones de aves marinas, incluyendo a los fulmares boreales, los frailecillos coletudos, los araos, petreles o cormoranes, que, durante el verano, en algunas de las islas más pequeñas del archipiélago, donde los depredadores terrestres son inexistentes, ocupan prácticamente todos los recovecos rocosos en cada uno de sus acantilados con sus nidos, mientras las islas más grandes del extremo sur acogen pequeñas poblaciones de osos pardos, zorros, martas, así como algunas especies de ciervos en las islas más meridionales. Unas islas poco pobladas, pues apenas suman veinte mil habitantes en todo el archipiélago, y desconocidas por muchos, pero no por ello menos hermosas, tal y como podéis contemplar en las veinte imágenes que acompañan a esta entrada.


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Las islas Kuriles. Mar de Ojotsk. Océano Pacífico Norte.
Peter


Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Lagos cercanos al volcán Ebeko. Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Lago cercano al volcán Ebeko. Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Fumarolas en la isla de Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin


Fumarola en la isla de Paramushir. Islas Kuriles. Mar de Ojotsk.
Kirill Ξ/Κ Voloshin